ONU: “Destruir el patrimonio cultural es una violación a los DDHH”

La conservación y protección del patrimonio cultural no sólo es una parte importante de la cultura y tradición, también es esencial para nuestra historia y derechos. Por eso, la relatora de las Naciones Unidas, Karima Bennoune expresó que “la destrucción deliberada del patrimonio cultural debe considerarse como una violación de los derechos humanos”.

“El patrimonio cultural concierne a todos los derechos humanos por lo que su destrucción deliberada es una violación de los mismos”

karima-bennoune.520.360

“No se puede separar el patrimonio cultural de la propia gente y sus derechos” porque “no solo son objetos, sino que son objetos con los que la gente tiene una larga relación”, recalcó Bennoune.

Por ello, Karima  destacó que el patrimonio cultural es necesario para la dignidad humana y para que se desarrolle una serie de derechos humanos en la sociedad, como la libertad de expresión, de pensamiento, de culto y religión. Además, beneficia a aquell@s que quieran trabajar en actividades turísticas.

173217_94992

Bennoune señaló que la destrucción de los objetos no se produce de manera aislada, sino que suele estar acompañada de otros delitos graves contra la dignidad humana y los derechos humanos.

“Hombres y mujeres han puesto sus vidas en peligro para defender la historia de la humanidad. Debemos continuar su trabajo, que se recuerde sus nombres y que se ayude a sus familias, a sus colegas y que se proteja lo que salvaron”, dijo la relatora.

Por otro lado, Bennoune lamentó que ninguna organización tenga un registro de las personas que fueron agredidas –incluso asesinadas- por proteger su patrimonio cultural, como es el caso del arqueólogo sirio Khaled al-Asaad, quien murió defendiendo las ruinas de Palmira, destruidas por el grupo terrorista Estado Islámico (EI) en agosto de 2015.

khaled-assad

Asimismo, criticó el “método” que usa el EI para “promocionar” sus videos donde no sólo dicen que realizarán más atentados, sino también destruyen monumentos y piezas artísticas.

Según Bennoune, “La comunidad internacional ha fracasado durante mucho tiempo en atajar la destrucción del patrimonio cultural como un problema de derechos humanos. Si queremos tener éxito en defenderlo de futuros ataques esto debe cambiar. Debemos reaccionar con urgencia y mirar a largo plazo”

Fuente: EFE