Minsa toma medidas para prevenir y controlar la rabia

El Día Mundial contra la Rabia se celebra cada año para hacer conciencia sobre la prevención de esa enfermedad y destacar los progresos por erradicarla

Al celebrarse hoy el Día Mundial contra la Rabia, los profesionales del Ministerio de Salud (Minsa) fortalece las campañas de vacunación caninas, así como la promoción de hábitos saludables y la tenencia responsable de canes para prevenir y controlar la rabia en el país.

José Luis Bustamante Navarro, coordinador de la Estrategia Sanitaria Nacional de Zoonosis del Minsa, remarcó, asimismo, que los especialistas del sector están fomentando la educación sobre la prevención y atención inmediata de esta enfermedad.
“Si alguien es mordido por un perro primero debe lavar la herida con agua y jabón; segundo se ubica al animal mordedor; y tercero acudir al establecimiento de salud para recibir atención inmediata. Esta es la triada preventiva”, señaló Bustamante. 
La rabia es causada por el virus de la rabia que afecta a animales domésticos y salvajes. Esta enfermedad es transmitida al ser humano a través de mordeduras o arañazos de animales infectados.
El principal reservorio de la rabia urbana es el perro y de la rabia silvestre el murciélago.
vacunacion
Como parte de la conmemoración de esta fecha, los hospitales, redes de salud y centros de salud del Minsa realizan campañas de sensibilización, ferias informativas, pasacalles, foros académicos y reuniones técnicas.
El objetivo es fomentar la participación activa de la sociedad en la prevención y el control de la rabia a fin de disminuir los riesgos de trasmisión de la enfermedad en la población.

El Dato:

 

La Rabia se manifiesta con fiebre, dolor y sensación de hormigueo en la herida y puede adoptar dos formas: furiosa y paralítica.

En la rabia furiosa se presentan signos de hiperactividad, exaltación e hidrofobia o miedo al agua y la muerte ocurre a los pocos días por paro cardiorrespiratorio.

Mientras que en la paralítica los músculos se paralizan gradualmente, las personas que la padecen entran en coma y fallecen; se presenta en 30 por ciento de los casos de rabia en humanos.

Quienes tuvieron exposición al virus por mordedura de perro o gato es importante que acudan a la unidad de salud, donde el médico determinará el tipo de riesgo y se le indicará si es necesaria la aplicación de la inoculación.

Mientras tanto, se recomienda lavar la herida con jabón abundante y agua durante 10 minutos; desinfectarla con agua oxigenada, alcohol, yodo o amonio cuaternario.